Conoce la historia que hay tras la festividad del Lunes de Aguas

lunes de aguas tormes

Salmantinos y visitantes reunidos en las orillas del río Tormes

Somos muchos los que celebramos esta festividad típica de la provincia de Salamanca, que tiene lugar el lunes siguiente al lunes de Pascua, pero no todos somos conocedores con exactitud del por qué de esta fiesta y sus orígenes.

Su historia se remonta al siglo XVI, época en la que el joven Felipe II llegó a la ciudad de Salamanca, de la que quedó asombrado por la cantidad de estudiantes que habitaban la ciudad y el jolgorio que se presenciaba en sus calles, considerándose uno de los mayores burdeles de Europa.

Fue tal su asombro que durante los días de Cuaresma y Pasión, comenzando con el Miércoles de Ceniza, ordenaba a las prostitutas, que residían en la Casa de Mancebía de la ciudad, a que la abandonaran temporalmente para cumplir abstinencia sexual junto a la prohibición de comer carne, evitando así los pecados carnales en ambos sentidos. Estas eran trasladadas a la orilla del río Tormes al conocido Arrabal del Puente, si no cumplían con la ordenanza podrían llegar a recibir un castigo.

Las rameras regresaban a la ciudad el lunes posterior a lunes de Pascua, lo que suponía una gran festividad y algarabía entre los mozos universitarios, celebrando con grandes cantidades de bebida y comida la vuelta de las mismas y el fin de su abstinencia sexual.

El encargado de vigilar a las prostitutas y acompañar a los estudiantes a su encuentro era el Padre Lucas, conocido coloquialmente como el “Padre Putas”. Durante ese encuentro los salmantinos las ayudaban a cruzar el río en barca, en el que finalmente se pegaban un chapuzón, por ello debe su nombre el Lunes de Aguas.

Hoy en día sólo se mantiene la parte festiva de la tradición en la que todos los salmantinos se reúnen para disfrutar de un día campestre con amigos y familia, en la ciudad se aglomeran en las inmediaciones del río Tormes y en los pueblos de alrededor se suele ir a pasar el día al campo, como es el caso de Cantalpino.

hornazo

Hornazo típico de Salamanca

Entre tanta tradición no podemos dejar pasar el alimento estrella de este día, que es el conocido y típico hornazo de Salamanca, que consiste en una especie de empanada compuesta de chorizo, lomo y bacon o jamón, también se suele añadir huevo, alimento también abstinente en la Cuaresma. Plato contundente que consumían los hombres en el campo tras pasar tantas horas trabajando fuera de casa y una vez pasada la Semana Santa, al igual que los mozos a las orillas del Tormes.

Este producto exquisito se ha convertido en una seña de identidad de la gastronomía salmantina y es un elemento fundamental en la jornada tradicional del Lunes de Aguas.

Este año el Lunes de Aguas se celebrará el próximo 4 de abril, esperamos que las condiciones climatológicas nos permitan disfrutar, un año más, del buen ambiente y la reunión con amigos y familiares.

En la siguiente galería podréis ver como celebran este día algunos de nuestros paisanos.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *