El agua cantalpinesa NO es potable

En los últimos análisis realizados para controlar la calidad del agua de Cantalpino se han encontrado niveles de metalocloro con niveles ligeramente superiores a los legalmente permitidos. Debido a esto y hasta nuevo aviso el agua de Cantalpino no es apta para beber y cocinar. El origen de esta sustancia proviene de los plaguicidas utilizados por los agricultores en sus campos. Desde el Ayuntamiento cantalpinés tomarán todas las medidas posibles para que este problema sea solucionado en la máxima brevedad posible

Hasta que el agua puede ser consumida de nuevo el Ayuntamiento de Cantalpino ha puesto a disposición de los vecinos, en el almacén municipal, cisternas de la Diputación de Salamanca de las cuales todos los vecinos podrán coger agua de lunes a viernes de 9 a 13 y de 16 a 18 horas y los sábados de 9 a 13.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *